Beneficios a la salud de las aguas termales

Son aguas termales o mineromedicinales las que están formadas en el seno de la tierra y  emergen espontáneamente a través de perforaciones en la tierra, y que pueden ejercer efectos terapéuticos debido a sus características físicas y/o químicas.

termas

Los efectos medicinales de estas aguas son causadas por los minerales y gases que poseen. Su mineralización depende específicamente de la composición del terreno por el que circulan. Con frecuencia, las aguas termales contienen hierro, flúor, bromo, yodo, fósforo, cromo, sodio y azufre, entre otras sustancias.

Según su temperatura, se clasifican en:

  • Aguas Hipertermales – Más de 45ºC
  • Aguas Meso termales o calientes – De 35 – 45ºC
  • Aguas Hipotermales o poco frías – De 21 – 35 ºC
  • Aguas frías – Menos de 20 ºC

Cuando uno se expone a un baño termal, los minerales se absorben en pequeñas concentraciones por la piel y son depositados en el tejido celular subcutáneo, donde ejercen su acción, la activación del metabolismo.

Algunas de las acciones de las aguas termales sobre el cuerpo son:

  •  Estimular las defensas.
  •  Depurar la sangre.
  • Mejorar la circulación.
  • Acción analgésica y calmante para diferentes tipos de dolores.
  • Reactivan el metabolismo retardado en reumáticos.
  • Tonifican y reconstituyen los tejidos de la piel.
  • Relajante de contracturas y rigideces, muy útil en tratamientos de rehabilitación.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*