Gripe H1N1: Lo que tenemos que saber

La gripe H1N1, también llamada gripe porcina, es una infección viral que se transmite de persona a persona a través de la tos, estornudo o al hablar por las microgotas que se generan al estar cerca de una persona infectada que estornuda.

Gripe H1N1

Al ser un virus nuevo, todos los seres humanos son vulnerables a contraer la enfermedad. En este caso, al igual que en todas las epidemias, siempre hay que cuidar más a los grupos de riesgo: las mujeres embarazadas, los niños y los ancianos.

Los síntomas son similares a los de la gripe estacional:

  • Temperatura mayor a 38°C
  • Tos intensa, dolor de cabeza e inapetencia.
  • Dificultad para respirar y malestar general.
  • Congestión nasal y dolor de garganta.
  • Dolor muscular y de articulaciones.
  • Neumonía severa

Se puede prevenir la propagación del virus de la gripe H1N1 mediante distintas acciones, como por ejemplo cubrirse nariz y boca con un pañuelo descartable cuando tosa o estornude. Es fundamental también abrigarse mucho en invierno, cuando la propagación de la enfermedad está en su auge.

También ayuda mucho lavarse las manos con agua y jabón, sobre todo después de toser o estornudar. Para protección extra, puede utilizar alcohol en gel. Evita tocarte los ojos, nariz o boca, pues al hacer eso se diseminan los virus.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*